Invisible

candado.jpg

Que prisión nos encierra sin barrotes

con un hilo invisible,

para nunca o casi nunca liberarnos

porqué nos abrazamos a un fantasma del que nos cuesta

muchas veces alejarnos.

Porque esa extraña obsesión de amar

eso que nos esquiva, de forma brutal o solapada,

porqué somos muertos en vida, a veces, cuando

la vida está allí afuera liberada.

Y ese sin vivir sin verla?

y ese vivir a través del alma apasionada?

No hay explicación, no hay respuestas

solo el silencio propio, sutil, único

del pozo sin fin de tu mirada.

 

 

Textos: Bett Gonzalez C.

Fotos: Alberto de Haro

 

Anuncios

2 comentarios sobre “Invisible

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s